Archivo | noviembre, 2012

(1 de 6) México bárbaro

28 Nov

de John Kenneth Turner

Iremos actualizando esta misma entrada para que queden las ligas a los diferentes audios en un sólo documento, además de ir integrando con cada podcast  un nueva y breve información sobre el tema que estamos tratando (jajajajajajajaja pos espero que sea más funcional, pues´n!)

#10MinutosLeyendo (audio)

(1 de 6)

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-27T18_42_57-08_00

(2 de 6)

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-12-08T17_18_16-08_00

¿Cual era el afán de tener a tantos “trabajadores” atendiendo el henequén en Yucatán y otros cultivos como el del tabaco en Valle Nacional, Oax?

¿Cuales fueron las verdaderas razones por las que los yaquis fueron desplazados desde Sonora hasta el sureste del país?

¿Existía realmente la esclavitud en México en los tiempos del porfiriato?

Pos estás son algunas de las preguntas que iremos investigando y compartiendo con ustedes en esta nueva serie  de #10MinutosLeyendo acompañandonos de algunas selecciones del libro “México bárbaro” de John Kenneth Turner.

Y respondiendo a la primera pregunta pues, tenemos que  el henequén ayudó a los hacendados a amasar grandes fortunas, por lo que se le denominó “Oro verde”,

ya que el estado de Yucatán,  producía

el 90% de las sogas y bolsas

usadas en el MUNDO…

dando como resultado la opulencia de los dueños de las haciendas.

El selecto grupo que tenía en sus manos a la industria henequenera era conocido como “La Casta Divina” 

La casta divina: es un término con el cual se hacia referencia a los seguidores de Olegario Molina, quien fuese gobernador de Yucatán de 1901 a 1911 (además de  estar al frente de la secretaría de Fomento en el gobierno de Don Bigotes (a) Porfirio Díaz), y cuyo mandato se  caracterizó por:

1)   la monopolización del comercio del henequén  y las alianzas  con compradores estadounidenses.

2)   por los abusos dictatoriales de la  administración molinista para apoyar el régimen de casi ESCLAVITUD de las haciendas henequeneras y los despojos de tierra de los pueblos.

3)   la proliferación de obras públicas y mejoras materiales, todo en consonancia con la administración de Porfirio Díaz.

Anuncios

El Gral. Porfirio Díaz encarcela a Fco. I. Madero

17 Nov

(Documento histórico)

La presente carta es enviada desde la penitenciaria de la  ciudad de Monterrey N.L., por el señor Fco. I Madero al Gral. Porfirio Díaz, el encarcelamiento de Madero fue una medida precautoria de Díaz ya que se acercaban los comicios para elecciones presidenciales de 1910 y al ver la gran popularidad que Madero había alcanzado durante su campaña política por la República Mexicana para dar a conocer los principios vertidos en su  libro “La sucesión presidencial en 1910”, Díaz prefirió mantener fuera de la jugada a su contrincante acusándolo de conato de rebelión y  ultraje a las autoridades.

Era la primera vez, que se instauraba este tipo de mecánica de promoción (las campañas políticas) en el país;  cabe recordar que en esos tiempos, el 70% de la población de nuestro país eramos analfabetas.

 

Penitenciaría del Estado.

Monterrey, Nuevo León.

15 de mayo de 1910.

Señor General Porfirio Díaz.

México, D.F.

Muy señor mío:

En su carta del 27 de abril próximo pasado me decía usted: en la ley encontrarán, tanto las autoridades como los ciudadanos, el camino seguro para ejercitar sus derechos y que la Constitución no le autorizaba a usted para ingerirse en los asuntos que pertenecen a las soberanías de las entidades federativas.

A pesar de ello, la ley, aunque observada por mis partidarios, ha sido frecuentemente violada por los de usted que ocupan puestos públicos, y aunque se desprendía de su carta que la Federación no podía intervenir en los Estados para que se respetaran las garantías individuales, en cambio sí ha intervenido para apoyar los atropellos cometidos por las autoridades locales, como pasó aquí en Monterrey, en donde, para disolver una pacífica y ordenada manifestación, prestaron ayuda fuerzas federales del regimiento de rurales.

Esta intervención directa de las fuerzas federales no ha venido sino a confirmar lo que dije a usted en mi anterior y es que, según la opinión pública, usted es el principal responsable de los actos de sus partidarios en toda la República, a pesar de la soberanía de los Estados, que sólo existe de nombre.

Eso está en la conciencia de todos y usted mismo lo dio a entender en su entrevista con Creelman, así es que no puede negarse; pero aunque fuera así, el hecho innegable es que en toda la República los partidarios de usted que ocupan puestos públicos, están cometiendo toda clase de atentados contra mis partidarios y hasta contra mí mismo, acusándome de injurias a usted, basándose para ello en el testimonio del C. Lic. Juan R. Orci que confeccionó un discurso a su gusto y me lo atribuyó como pronunciado por mi en San Luis Potosí. ¡Así es que una calumnia de sus partidarios y la complacencia de los jueces y demás autoridades me han privado de mi libertad!

Esto ya no tiene nombre, y ha venido a demostrar que si conmigo, que merecía respeto, aunque fuese siquiera por decoro de usted, se han cometido atentados tan escandalosos, ¿qué no será con mis numerosos partidarios?

Algunos de ellos tratados con crueldad; en Torreón están acusados por sediciosos y el proceso tiene por base ¡anónimos que el jefe político pretende haber recibido!

Otros, como en ésta, San Luis Potosi, Saltillo, Puebla, Cananea, Orizaba, etc., etc., son reducidos a prisión porque se ocupan en preparar los trabajos electorales.

De lo expuesto. se desprende claramente que usted y sus partidarios rehúyen la lucha en el campo democrático, porque comprenden que perderían la partida y están empleando las fuerzas que la Nación ha puesto en sus manos para que garantice el orden y las instituciones, no para ese fin, sino como arma de partido para imponer sus candidaturas en las próximas elecciones.

Pero no tienen ustedes en cuenta que la Nación está cansada del continuismo, que desea un cambio de gobierno, pues desea estar gobernada constitucionalmente y no paternalmente como usted dice que pretende gobernarla. La Nación no quiere ya que usted la gobierne paternalmente, ni mucho menos que la gobierne el señor Corral.

Usted me dijo que era cierto que está muy desprestigiado el señor Corral, pero que ese desprestigio era injustificado.

Pues bien, ese desprestigio no es injustificado, como lo demuestra la política de que se está valiendo para imponer su candidatura, cometiendo toda clase de atentados contra las garantías individuales; haciendo que sus amigos, como Orcí, calumnien a sus adversarios políticos como yo; recurriendo a medios reprobados para callar la prensa independiente a pesar de su moderación, que más resalta si se compara con los órganos del partido de ustedes (El Imparcial, El Debate), los cuales emplean intemperancias tales de lenguaje, que han trabajado más eficazmente que nosotros mismos para el desprestigio de la causa que defienden.

No obstante lo desigual de la lucha, puesto que nosotros no tenemos órganos de gran circulación, porque nunca faltan pretextos al gobierno de usted para deshacerse de ellos y a pesar de que en muchas partes son reducidos a prisión los que hacen la propaganda de nuestros impresos y los que organizan clubes, nosotros aceptamos y deseamos vivamente la lucha en los comicios, porque creemos que solamente será el gobierno legítimo y la paz estable, teniendo por base la voluntad nacional y el respeto a la soberanía popular.

Por este motivo he publicado un manifiesto del cual adjunto a usted un ejemplar.

Verá usted que doy instrucciones a mis partidarios para que obren estrictamente dentro de la ley, y respeten los derechos de sus adversarios políticos; pero a la vez les indico que los obliguen también a trabajar dentro de la ley y a respetar sus derechos.

Si los partidarios de usted cumplen con la ley; si las autoridades partidarias de usted, investidas de su carácter se erigen en severos guardianes de la ley, el pueblo designará pacíficamente sus mandatarios y habremos entrado para siempre en la vía constitucional, única que podrá cimentar definitivamente la paz y asegurar el engrandecimiento de la patria.

Pero si usted y el señor Corral se empeñan en reelegirse a pesar de la voluntad nacional y continuando los atropellos cometidos recurren a los medios en práctica hasta ahora para hacer triunfar las candidaturas oficiales y pretenden emplear una vez más el fraude para hacerlas triunfar en los próximos comicios, entonces, señor General Díaz, si desgraciadamente por ese motivo se trastorna la paz, será usted el único responsable ante la Nación, ante el mundo civilizado y ante la historia.

Publique usted un manifiesto en el que haga a sus partidarios la misma indicación que yo les hago y ponga de su parte todo lo posible para que las autoridades cumplan con su deber, respetando la ley, y habrá hecho a su patria el mayor bien, consolidando para siempre la paz.

En cuanto a mí, desde este encierro en donde me tiene usted recluido, no puedo hacer más que publicar mi manifiesto aludido y tranquilo espero sus consecuencias. Sé muy bien que con jueces obedientes a la consigna y superiores poco escrupulosos en darlas cuando se trata de beneficiar a su partido, mi suerte está en sus manos y se me podrá procesar y condenar por los mayores delitos: ¡Que así sea!, pero tengo la conciencia de servir a mi patria con lealtad y honradez, y los mayores peligros personales no me han de arredrar para servirla.

Soy su atento servidor.

Francisco I. Madero

Fuente:

http://www.antorcha.net/biblioteca_virtual/historia/madero/6.html

Manifiesto de Fco. I. Madero a sus seguidores desde la penitenciaria:

http://www.memoriapoliticademexico.org/Textos/5RepDictadura/1910MDF.html

 

(7 de 7) “La sucesión presidencial en 1910” de Fco. I. Madero

14 Nov

#10MinutosLeyendo (7 de 7)

Liga al podcast (participación en audio):

In Memoriam Profra. Ma. Sara Tijerina Mota (QDEP)

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-14T14_54_05-08_00

Muy “güen” día tengan sus mercedes, pos en el podcast del día de hoy, comentaremos algunos detalles sobre Don Evaristo Madero, patriarca de esta familia de empresarios, de quien muchos de sus proyectos, siguen funcionando hasta la fecha y los hicieron una de las 5 familias más influyentes del país. También comentaremos sobre la fortuna y algunos de los negocios ya propios de nuestro prócer Don Fco. I. Madero.

La información fue tomada del texto que escribió el señor Enrique Krauze: “Biografía del poder: caudillos de la revolución mexicana”  el cual les recomendamos ampliamente leer; a nosotros nos atrapó y nos brindo varias horas de sabrosa discusión para presentárselas a ustedes.

Además queremos compartirles, la labor altruista de la casa hogar “Quinta Manuelita” que fue fundada por el mismito Don Evaristo Madero en 1902, haciendo constar que la responsabilidad social es una cuestión de conciencia y no una moda.

http://www.madero.com.mx/filantropia.php

El texto completo del libro que compartímos en esta primera ocasión lo puede descargar en formato pdf en esta liga:

http://www.memoriapoliticademexico.org/Textos/6Revolucion/1910LSP.pdf

Pos “go ahead” y aquí les dejamos la liga del mentado podcast:

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-14T14_54_05-08_00

(6 de 7) “La sucesión presidencial en 1910” de Fco. I. Madero

12 Nov

#10MinutosLeyendo (6 de 7)

Liga al podcast (participación en audio):

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-11T19_47_44-08_00

Pos el día de ayer les prometí traer algo relativo a la entrevista Díaz-Creelman y lo primero que viene a colación es que dicha entrevista fue solicitada por el mismo Don Porfirio Díaz en su afán de dar una imagen internacional de progreso y bonanza de nuestro país. El intermediario fue el señor Enrique Creel, en ese tiempo gobernador de Chihuahua, pero que anteriormente se había desempeñado como embajador de México en la ciudad de Washington EU.

Esta “entrevista” (lo que hoy conoceríamos como inserciones patrocinadas o publimerciales) llevaba como finalidad más que la entrevista en sí,  que este periodista confeccionará un libro a partir de su encuentro con Don Porfirio Díaz y que en él se hablara del progreso en México presentando a Díaz como el gran orquestador de dicho avance del país, (este libro es “Díaz, master of México”) y fue publicado en 1911 constando de 442 páginas y 12 fotografías.

Entre algunos de los extractos más interesantes de dicha entrevista, tenemos:

1)    “No importa lo que digan mis amigos y mis seguidores, me retiro cuando finalice mi presente periodo presidencial y no serviré otra vez. Tendré ochenta años entonces”.

2)    “Doy por bienvenido un partido de oposición en la República mexicana si aparece, lo consideraré una bendición, no un mal.”

3)    Pero “…no por eso dejaré de servir a mi Patria hasta el último instante de mi vida si ello fuera necesario.”

Todo lo demás, es un recuento de las proezas del caudillo desde sus humildes orígenes en tierras istmeñas de Oaxaca, pasando por sus aventuras para escapar de Lerdo de Tejada, todo aderezado de tal forma que solo presente la parte heroica del dictador,  tratando de minimizar la necesidad que tuvo Don Porfirio Díaz de “derramar un poco de sangre mala para salvara a la sangre buena”

Con respecto a su visión de la población indígena de nuestro país pudimos anotar lo siguiente:

“- ¿Y cree usted que la vasta población indígena de México es capaz de un gran desarrollo?-

– Sí, lo creo. Los indios son amables y agradecidos. Todos, menos los yaquis y algunas tribus mayas.-”

Y pos ya para concluir, les comparto un párrafo de cómo concluyo Don Bigotes la  entrevista:

El futuro de México está aseguradodijo con voz clara y firme- Mucho me temo que los principios de la democracia no han sido plantados profundamente en nuestro pueblo. Pero la nación ha crecido y ama la libertad. Nuestra mayor dificultad la ha constituido el hecho de que el pueblo no se preocupa lo bastante acerca de los asuntos públicos, como para formar una democracia. El mexicano, por regla general, piensa mucho en sus propios derechos y está siempre dispuesto a asegurarlos. Pero no piensa mucho en los derechos de los demás. Piensa en sus propios privilegios, pero no en sus deberes. La base de un gobierno democrático la constituye el poder de controlarse y hacerlo le es dado solamente a aquellos quienes conocen los derechos de sus vecinos.”

Porfirio Díaz no tenía la menor intención de dejar el poder, solo que, consciente de que la edad iba minando sus fuerzas, definió que en las elecciones de 1910 se presentaría en la fórmula presidente-vicepresidente, su nombre al lado del de Ramón Corral, para de esta forma y a través de su leal “súbdito” perpetuar sus políticas de gobierno y de esta forma, no alterar la “paz porfiriana” .

Si desean leer en su totalidad la entrevista Díaz-Creelman, les dejo el siguiente enlace para que la puedan descargar:

http://www.bibliotecas.tv/zapata/bibliografia/indices/entrevista_diaz_creelman01.html

Pues en el podcast de hoy, Don Fco. I. Madero, se reconoce como haber sido afortunado por haber nacido en pañales de seda, pero que ese mismo privilegio lo comprometía más para brindarse en aras de mejorar a su país, que les parece si en la próxima hurgamos  un poquito en los negocios de Don Panchito, o platicamos sobre las elecciones de trainning en las cuales ya participó activamente Don Fco. I  Madero digo, nomás con el mero afán de echar un poco de cotilleo, va?

Pos veremos cual de estos dos tópicos nos arroja información más interesante para compartirla en nuestros próximos #10MinutosLeyendo ¡hasta la próxima!

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-11T19_47_44-08_00

(5 de 7 ) “La sucesión presidencial en 1910” de Fco. I. Madero

10 Nov

#10MinutosLeyendo (5 de 7)

Liga al podcast (participación en audio):

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-10T13_48_19-08_00

Muy “güen” día tengan sus mercedes, en la pasada entrega de #10MinutosLeyendo “il siñor” Fco I Madero utilizó una frase que a mi en lo particular me calo harto profundo y esta  frase “jue” : “… los ciudadanos se ven oprimidos suavemente por una mano que los acaricia, por una mano siempre prodiga en bienes materiales; entonces con facilidad (los ciudadanos) se doblegan…” haciendo clara alusión a la mecánica por la cual Don Bigotes se mantuvo en el poder por más de 30 años.

Me “jui” corriendo a revisar lo que escribió en  “México bárbaro”  uno de mis Juanchos: John Kenneth Turner  y en el  capítulo XVI, nos describe la personalidad de Don Porfirio, compartiéndonos como Don Porfis compraba literalmente las publicaciones norteamericanas, para generar una imagen positiva  de si mismo y de esta forma, alentar las inversiones extranjeras, donde  él mismo o sus prestanombres participaban como accionistas, “güeno” pos es de todos sabido que una mentira repetida mil veces se convierte en verdad, así que nuestros primos del otro  lado, “creiban” realmente que Don Porfis era un tipazo. Tomemos algunas frases que describen al viejo:

“…la mayoría de los hombres son vulnerables al halago y Porfirio Díaz sabe halagar.”

“… Díaz es generoso en regalar a los hombres cuya buena opinión influye sobre otros.”

“… los norteamericanos que viajan por México buscan audiencia con el Gral. Díaz; este casi siempre los recibe y los halaga.”

¿Podrán creer que Díaz “jue” nombrado vicepresidente honorario de la American Peace Society por la labor “encomiable” de mantener la paz en nuestro país? (“no li aunque haiga” sido a punta de represión y asesinato  de aquellos que no le rindieran pleitesía, verdad?)

“Ha mantenido la paz –si a ello se puede llamar mantener la paz-, con el recurso de asesinar a sus oponentes …”

Y pos ya pa terminar, no se si ustedes conozcan el manifiesto de Palo Blanco firmado por el mismo Porfirio Díaz, les comparto un poquito pa que veamos que ideas tan brillantes tenía el pelao y como “jue” congruente con ellas durante su dictadura:

“Que la República Mexicana está regida por un gobierno que ha hecho del abuso un sistema político, despreciando y violando la moral y las,  viciando a la sociedad, despreciando a las autoridades, y haciendo imposible el remedio de tantos males por la vía pacífica; que el sufragio político se ha convertido en una farsa, pues el presidente y sus amigos, por todos los medios reprobables, hacen llegar a los puestos públicos a los que llaman sus “candidatos oficiales”, rechazando a todo ciudadano independiente; que de este modo y gobernando hasta sin ministros, se hace la burla más cruel a la democracia, que se funda en la independencia de los poderes; que la soberanía de los Estados es vulnerada repetidas veces; que el presidente y sus favoritos destituyen a su arbitrio a los gobernadores, entregando los Estados a sus amigos, como sucedió en Coahuila, Oaxaca, Yucatán y Nuevo León, habiéndose intentado hacer lo mismo con Jalisco; que a este Estado se le segregó, para debilitarlo, el importante cantón de Tepic, el cual se ha gobernado militarmente hasta la fecha, con agravio del Pacto Federal y del Derecho de Gentes; que sin consideración a los fueros de la humanidad, se retiró a los Estados fronterizos la mezquina subvención que les servía para defensa de los indios bárbaros; que el tesoro público es dilapidado en gastos de placer, sin que el Gobierno haya llegado a presentar al Congreso de la Unión la cuenta de los fondos que maneja.”

Si quieren disfrutar completo este manifiesto, pos ahí les dejo la liga pa que lo descarguen, pues´n!

http://www.biblioteca.tv/artman2/publish/1876_169/Plan_de_Tuxtepec_reformado_en_Palo_Blanco_Distrito_84.shtml

Pos continuemos con nuestros #10MinutosLeyendo

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-10T13_48_19-08_00

(4 de 7) “La sucesión presidencial en 1910” de Fco. I. Madero

8 Nov

#10MinutosLeyendo (4 de 7)

Liga al podcast (participación en audio):

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-08T11_41_00-08_00

El día de ayer vimos, que una vez que el señor Madero y sus seguidores, entran de lleno a la vida política del país, deciden organizarse para contender en las  elecciones de 1905 por la gubernatura del estado de Coahuila, formando los Clubs  Políticos Liberales de este estado, los cuales apoyaron unánimemente la candidatura del señor Frumencio Fuentes quien contendría en las urnas contra el candidato oficial Miguel Cárdenas (el cual iba por su 3era re-elección).

Las elecciones se llevaron a cabo el 17 de septiembre de 1905 y fueron fuertemente custodiadas por el gobierno central del Pdte. Porfirio Díaz. ¿El resultado? Ganó el candidato oficial, y aunque los clubs liberales tenían pruebas suficientes para impugnar los resultados, prevaleció la prudencia para no manchar con más sangre de nuestros hermanos el suelo mexicano.

Decidieron esperar una mejor oportunidad para volver a la lucha y en tanto aprovechar el impacto que habían causado sus actividades en el ánimo de los pobladores de otros estados, para hacer un movimiento que tuviera un alcance de mayores dimensiones.

Les compartó un párrafo del libro: Biografía del poder (Caudillos de la Revolución) del señor Enrique Krauze que me pareció un buen reflejo de las circunstancias que prevalecían en la época:

 “En los primeros meses de 1905 y con vistas a su tercera reelección como gobernador del estado de Coahuila, Miguel Cárdenas confiaba al sempiterno presidente Porfirio Díaz sus preocupaciones: «Si bien los señores Madero no sacan la mano, siguen gastando dinero en algunas maniobras políticas.

No juzgo remoto que el señor Madero, animado por la pasión política que le ha acometido y por los recursos pecuniarios con que cuenta, pueda promover algunas dificultades y llegar hasta el escándalo» Tenía motivos para preocuparse.

Había surgido un fuerte movimiento oposicionista. El joven Madero, a quien muy pronto comenzarían a tildar de «chiflado» y «desequilibrado», apoyaba la candidatura de Frumencio Fuentes mediante una activa organización de clubes políticos y con el financiamiento de El Demócrata y El Mosco, periódicos de opinión y sátira, respectivamente.

El presidente consultó al general Reyes si convendría encarcelar a Madero, lo que el procónsul desaconsejó, sugiriendo en cambio estacionar en la región Lagunera un buen escuadrón de caballería y persuadir al viejo Francisco de la necesidad de aquietar a su hijo.

Finalmente, las elecciones se llevaron a cabo con relativa paz a mediados de septiembre.

El esperado resultado, por supuesto, fue favorable al candidato oficial. Al sobrevenir este segundo fracaso electoral en su carrera política —el primero había sido en su propio municipio de San Pedro de las Colonias en 1904—, Madero no pierde la fe: publica un manifiesto en el cual declara que la soberanía del Estado ha sido siempre «un mito» y lamenta que «el esfuerzo hubiese sido nulificado en las juntas de escrutinio por las chicanas oficiales». La derrota no lo aquieta: lo alerta.”

De gual forma les dejo el enlace a una carta escrita por Ricardo Flores Magón, donde toca el caso y la cual me pareció muy curiosa; esta puede ser consultada en su versión completa en la siguiente dirección:

http://www.archivomagon.net/ObrasCompletas/Correspondencia/Cor74.html

“… los clubes señalados interpusieron demandas y denunciaron tanto el retardo y la desorganización de las elecciones, como la elaboración de la división y el padrón electoral. Bajo un ambiente represivo las elecciones se realizaron el 17 de septiembre sin contar con candidato independiente pues días antes a la realización de las mismas Frumencio Fuentes renunció.”

Pues continuemos con nuestra  lectura:

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-08T11_41_00-08_00

Música:

http://freemusicarchive.org/music/Advent_Chamber_Orchestra/

Advent Chamber Orchestra

Selections from the 2005-2006 Season

Track: “Albinoni – Concerto for 2 Oboes in F Major Op9 no3, 3 Allegro”

(3 de 7) “La sucesión presidencial en 1910” de Fco. I. Madero

7 Nov

#10MinutosLeyendo (3 de 7)

Liga al podcast (participación en audio):

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-06T23_08_32-08_00

El día de ayer en la sección “Móviles que me han guiado para escribir este libro” de “La sucesión presidencial en 1910” Don Fco I Madero nos compartió el evento que fue el determinante para que él y algunos de sus amigos decidieran finalmente tomar en sus manos las acciones necesarias para poder realizar la transición de México hacia la democracia que tanta falta le hacia a nuestro país.

Y ¿cuál fue este evento?

La masacre del 2 de abril de 1903 en Monterrey, N.L.

El Gral. Bernardo Reyes ocupó la gubernatura de Monterrey durante 21 años en diversos períodos, durante la  dictadura porfirista y por supuesto siempre con la venía de su “amigo” el Gral. Porfirio Díaz (quien cuando lo vio como un rival para ocupar la presidencia de México) lo mando “comisionado” a las “Europas”.

Vale la pena recordar, que había dos fechas que eran de grandes fiestas durante el porfiriato; una era el 2 de abril de 1867 (para recordar la gesta donde Don Porfirio Díaz derrota a los imperialistas en la toma de Puebla) y  la otra por supuesto era el 15 de septiembre, que tomando como pantalla la celebración a los héroes de la independencia, era un muy buen pretexto para cargar la fiestecita de cumpleaños de Don Bigotes al erario público (¿qué cosas verdad?).

Pues aunque el Gral. Bernardo Reyes fue nombrado gobernador de Monterrey directamente por Don Porfis, la relación de este con el Gral. Díaz habíase tornado fría y tensa, lo cual, trataron de aprovechar los grupos que se oponían a la nueva gubernatura de Bernardo Reyes; así que estos opositores, decidieron organizar una marcha durante los festejos del 2 de  abril de ese 1903 por las calles de Monterrey para hacer manifiesto su apoyo al candidato oposicionista Lic. Francisco E Reyes.

El Gral. Bernardo Reyes se  sintió ofendido ante esta manifestación popular y mando apostar gatilleros en algunos de los edificios de las calles donde pasarían los manifestantes (azoteas de: el palacio municipal, el casino y un comercio cuya razón social era “Maíz Hermanos”) y desde allí tirotearon a la concurrencia que pacíficamente se manifestaba, sin importar si eran mujeres, niños o ancianos.

Algunas fuentes mencionan que el contingente ascendía a 10,000 personas y otras que a 15,000 el hecho es que ya en números fríos, se registraron 8 decesos y 70 heridos… (me pregunto: ¿que pensaría el señor Madero de lo que pasa actualmente en las represiones  perpetradas también en nombre de mantener la paz pública utilizando a las fuerzas del estado?)

Pues este es el hecho que vivieron de primera mano amigos y parientes del señor Madero y que tuvieron la suerte de vivir para contarlo, este hecho fue el que encendió en Madero y algunos de sus allegados la flama de la indignación en sus corazones, y alentó la idea que ya venía tomando forma en sus pensamientos: no podían esperar a que el cambio viniese de arriba, tenían que mover todo desde abajo.

Si les interesa leer con más detalle los acontecimientos aquí mencionados, pueden ir a estas ligas:

http://www.biblioteca.tv/artman2/publish/1903_202/34_La_hecatombe_de_Monterrey.shtml

http://www.historicas.unam.mx/moderna/ehmc/ehmc07/083.html

http://monitorpolitico.com/index2.php?option=com_content&do_pdf=1&id=2064

Bienvenidos y demos inicio a nuestros #10MinutosLeyendo

http://juanagallo1910.podomatic.com/entry/2012-11-06T23_08_32-08_00